Los Ritos

 

Perfeccionado durante siglos, el lenguaje simbólico de los ritos tiende hacia lo universal y permite que los miembros se reúnan, lejos de las restricciones de la vida cotidiana y más allá de las divisiones de costumbre.

La hermandad masónica, de la cual la logia es el crisol, es un lugar de cuestionamiento y debate entre personas bienintencionadas, independientemente de sus creencias. La confrontación de las diferencias con el objetivo de comprender lo que constituye la unidad del ser humano es por tanto una de las claves para el proceso de iniciación.

La dimensión de iniciación es la herramienta esencial que permite al masón a descubrir un sentido a su existencia y de transmitir ese sentido en el de la humanidad esfuerzo hacia la emancipación. En el GODF, el Rito francés -de hecho la versión francesa del rito de la Gran Logia de Londres exportados a París en la década de 1720- es hoy el rito más practicado.

Pero los otros ritos que han marcado la historia de la Orden: el Antiguo y Aceptado Rito Escocés (1804), el Rito Escocés Rectificado (1776), el Rito de Memphis-Misraim (1813) y el Rito de York (1817), han encontraron, todos y cada uno de ellos, su lugar en la Orden durante su larga historia. Estos ritos son concebidas como instrumentos para alcanzar el conocimiento y todos se practican actualmente en el Gran Oriente de Francia.

.·.

Imprimir